EL ZORRO GRUÑON

Cuento Corto Infantil para niños, escrito por: Hugo Elangel

En aquel atardecer la luna asomaba sus cuernos del naciente, de un blanco, brillante, intenso. Los pájaros habían acallado su canto mientras el viento pampero levemente paseaba por el monte. A la orilla del sendero, un zorro muy gruñón, rompía aquella apacible noche con sus gritos y correrías.

– “¿Que pasa señor zorro?” – Le dijo un pichecito asomándose desde su cueva. – “¿Por qué tan gruñón, hoy?”

cuento-infantil-el-zorro-gruñon

– “Es que me duele mucho la muela”, – dijo el zorro. – “Se me quedó atascado un huesito entre los dientes y no puedo sacarlo. Me duele mucho!”, – exclamaba. Seguir leyendo este cuento corto…

NAHUEL, EL INDIECITO

Cuento Infantil para niños y niñas, escrito por: Hugo Elangel

En tierras pampeanas, en un lugar de medanos y monte, en las cercanías del departamento Loventué (tierra que vuela), se alzaba una tribu de indígenas ranqueles. Entre ellos había un niño llamado Nahuel (tigre del monte) que se paseaba cantando por toda la toldería. Era el primero en despertar a todos con su entusiasmo y gracia; a última hora de la noche, su voz acunaba los sueños de todos en la tribu.

Muchas veces peregrinaba por los alredores de la toldería con sus incesantes saltitos. Era frecuente verlo cantando a la sombra de los árboles, dedicando versos a los pájaros y a los animales del llano que ansiosos y expectantes, no dejaban de escucharlo.

Cuentos-infantiles-el-nino-y-los-almendros

Una tardecita, cuando el sol se desplomaba en la silueta de la pampa, los loros balbuceaban las plegarias en la agónica tarde. La tribu fue atacada por la caballería del hombre blanco, desgarrando con sus armas y sus gritos, el silencio y la quietud del llano. Seguir leyendo este cuento corto…

EL ARBOL QUE LLORABA SUEÑOS

Cuento Corto Infantil para niños, escrito por: Hugo Elangel

El silencio se hacia notar en el tranquilo verdor del llano. Se podía divisar el sol despegando, dejando sus primeros colores en la silueta lánguida de un robusto árbol, que solitario, acunaba en su copa, nidos de muchos pájaros a los cuales brindaba fielmente su cuidado.

Los animales, en particular las aves, lo respetaban y lo adoraban porque decían que era sagrado.

Cuentos infantiles - el dia del arbol

Él, era un caldén, no muy viejo, pero de copa muy importante. Cuentan, que después de la tala del hombre en toda esa tierra, quedó solitario en la planicie; solo, triste y sin mas amigos que el sol, la luna, el viento, las nubes y las preguntas de un ¿por qué? sin respuestas. Seguir leyendo este cuento corto…

Mantener la calma es cosa de adultos, enseña a tu hijo

TU CALMA SERÁ SU CALMA

Cuando después de un duro día de trabajo, tu hijo empieza a desobedecer y a hacer lo contrario de lo que debe hacer, tu estado de nervios y pérdida de control comienza a acelerarse, y poco a poco, se atisba el desbordamiento de la paciencia hasta que un grito termina la tarde.

Ese grito de desesperación delante de tu hijo, provoca en él una respuesta automática de llanto, y unos sentimientos de culpabilidad y mal hijo, que resulta muy difícil de recomponer. Él no sabe porqué tu respuesta ha sido esa, desmedida y violenta, y la interpreta como si fuera el culpable de algo que desconoce y no entiende.

A todo esto se añade que tu hijo ha estado todo el día sin verte, por lo que cualquier cosa que deje de hacer y que tú pienses que está desobedeciendo, en realidad de trata de una llamada de atención por estar contigo, y por eso trastea, para intentar jugar contigo, y compartir todo aquello que tanto ha echado de menos durante el día.

educacion-ninos-hogar-padres

Aunque esto al contrario que consolar, lo que hace es trasladar el sentimiento de culpa a tu persona. Pero teniendo en cuenta tanto tus sentimientos como los de tu hijo en situaciones de estrés, lo mejor que se puede hacer es analizar cada momento y saber abordarlo de la manera más sana para ambos. Seguir leyendo este cuento corto…

EL CABRITO AMISTOSO

Cuento Infantil para niños y niñas; escrito por: Francis Rietveldt de Arteaga

Había un parque hermoso con muchos árboles de diferentes tipos, que daban mucha sombra porque eran frondosos, al que asistían muchas personas, especialmente niñas y niños con su familia.

Se podían apreciar plantas tropicales exóticas, también había palmeras y cipreses, entre otras especies. El paisaje incluía arroyos naturales , laguitos y cuevas.

cuento-infantil-el-cabrito-amistoso

El parque disponía de varios senderos, a lo largo de ellos había estanques y laguitos con peces de diversos colores y tamaños. Las personas que asistían al parque se deleitaban contemplando la vegetación y los peces y tortuguitas que vivían en los laguitos. Seguir leyendo este cuento corto…