EL ZORRO GRUÑON

Cuento Corto Infantil para niños, escrito por: Hugo Elangel

En aquel atardecer la luna asomaba sus cuernos del naciente, de un blanco, brillante, intenso. Los pájaros habían acallado su canto mientras el viento pampero levemente paseaba por el monte. A la orilla del sendero, un zorro muy gruñón, rompía aquella apacible noche con sus gritos y correrías.

– “¿Que pasa señor zorro?” – Le dijo un pichecito asomándose desde su cueva. – “¿Por qué tan gruñón, hoy?”

cuento-infantil-el-zorro-gruñon

– “Es que me duele mucho la muela”, – dijo el zorro. – “Se me quedó atascado un huesito entre los dientes y no puedo sacarlo. Me duele mucho!”, – exclamaba. Seguir leyendo este cuento corto…

NAHUEL, EL INDIECITO

Cuento Infantil para niños y niñas, escrito por: Hugo Elangel

En tierras pampeanas, en un lugar de medanos y monte, en las cercanías del departamento Loventué (tierra que vuela), se alzaba una tribu de indígenas ranqueles. Entre ellos había un niño llamado Nahuel (tigre del monte) que se paseaba cantando por toda la toldería. Era el primero en despertar a todos con su entusiasmo y gracia; a última hora de la noche, su voz acunaba los sueños de todos en la tribu.

Muchas veces peregrinaba por los alredores de la toldería con sus incesantes saltitos. Era frecuente verlo cantando a la sombra de los árboles, dedicando versos a los pájaros y a los animales del llano que ansiosos y expectantes, no dejaban de escucharlo.

Cuentos-infantiles-el-nino-y-los-almendros

Una tardecita, cuando el sol se desplomaba en la silueta de la pampa, los loros balbuceaban las plegarias en la agónica tarde. La tribu fue atacada por la caballería del hombre blanco, desgarrando con sus armas y sus gritos, el silencio y la quietud del llano. Seguir leyendo este cuento corto…

LA MUJER SOLITARIA

Cuento Infantil para niños, creado por: Diego Alejandro

Había una mujer que era muy solitaria, sin compañía, no tenía alguien a su lado y se sentía triste.

Un día le rezó a Dios para que le permitiera conocer a una persona que la pudiera acompañar el resto de su vida.

Cuentos cortos - el juguete de sergio

 

Al día siguiente, se le acercó un niño huérfano hambriento y le pidió algo de comer, ella lo llevó a su casa y le ofreció un plato de comida y le dijo que siempre podía ir a su casa, que ella gustosa le calmaba el hambre.

Varios días el niño estuvo con ella y se fortaleció un vinculo de amor el uno por el otro, hasta que un día el niño le manifestó que le hubiera gustado que ella fuera su madre, a lo cual ella se puso muy feliz.

A partir de ese momento, ella inicio el proceso de adopción y los dos vivieron felices por siempre, cambiando la soledad y la tristeza por alegría.

FIN

Comparte este cuento infantil con tus amigos en Facebook, Twitter, Google+, Pinterest,… o por Email, con los botones que puedes ver justo debajo. Gracias.

LA CRIA DE PALOMA HERIDA

Cuento Infantil para niños/as, escrito por: Diego Alejandobetancourth Sanchez

Había una vez una cría de paloma que volaba con sus padres, pero se le atravesaron unos cables de energía y se cayó en una terraza. Las alas le sangraban y cojeaba.

Toda la gente que lo vió subieron a ver que había sucedido y encontraron que los padres de la palomita estaban junto a ella sin saber que hacer y preocupados. Todos miraron a la palomita y la paloma se escondió, tenía miedo; pero después se dio cuenta que todos querían ayudarla.

cuento-infantil-la-paz-paloma

 

Los padres tuvieron que marcharse unos días y dejarla al cuidado de unos amigos.

Cuando los padres regresaron, la abrazaron muy fuerte y la cuidaron en todo lo que necesitaba. A la palomina la semana se la hizo muy larga sin sus papás, pero ya no cojeaba, podía correr y volar.

Todos estaban muy contentos de su mejoría y eran una familia muy feliz.

FIN

Valores humanos: Ayuda a los demás.

Comparte este cuento infantil con tus amigos en Facebook, Twitter, Google+, Pinterest,… o por Email, con los botones que puedes ver justo debajo. Gracias.

LA LECHUZA Y LA LUNA

Cuento Corto Infantil para niños; creado por: Hugo Elangel

Se encontraba una lechucita reposando en el hueco de un árbol muy alto. Desde allí esperaba ansiosa la llegada de la luna para saludarla. Cuando miró al cielo, oh! sorpresa, vio la luna muy triste y llorando.

– “¿Qué pasa mi luna?, ¿qué pasa ojitos de cielo?. ¿Por qué estás tan triste?”.

Cuentos infantiles - La luna y el pajaro

– “No es nada mi amiga lechuza. Estoy triste por sentirme sola”. Seguir leyendo este cuento corto…