POPI, EL NIÑO MAGO

Hace mucho mucho tiempo, existió una familia dedicada a la magia. Los padres y los abuelos de Popi, eran todos magos, y Popi también quería ser un gran mago.

Popi sabía ya convertir una rana en serpiente, con su varita mágica de madera. También podía detener el tiempo diciendo las palabras mágicas: “Rusqui trusqui, Rasca trasca“.

Cuentos-infantiles-cortos-Popi-el-nino-mago

Un día Popi, estaba de camino al colegio y vio como unos gamberros intentaban pegar a un perrito que andaba por la calle. Entonces Popi, pronunció las palabras mágicas y detuvo el tiempo salvando al perro, llevándoselo de donde estaban los gamberros. Pero cuando puso de nuevo el tiempo en marcha con sus poderes, uno de los gamberros le vio llevarse al perrito en sus brazos dando la vuelta a la esquina, y consiguió alcanzarle, pero de repente desapareció de su vista, se había hecho invisible.

Popi se había concentrado tanto, que consiguió el mayor de los poderes de un mago, para él era toda una alegría, pues se había convertido en un gran mago.

FIN

Recuerda que puedes recibir cuentos GRATIS en tu email, suscribiéndote aquí.

60 pensamientos en “POPI, EL NIÑO MAGO

  1. alis

    ESTE CUENTO ES MUY DIVERTIDO PARA LOS NIÑOS …LOS NIÑOS SE VAN A ENTRETENERSEN Y A LA VEZ LEER Y APRENDER MUCHO ………………… 😛

    Responder
  2. Edy Daviss

    muy bonito el cuento, para niños de 7, 8 y 9 años… les agrado la historia, gracias por compartir con nosotros los amestros…

    Responder
    1. admin Autor

      Lamentamos que no te guste este cuento, pero tienes muchos más cuentos infantiles que puedes leer. Gracias por tu comentario!!

  3. Pingback: EL NIÑO MAGO Y EL PERRO | Dibujos para colorear

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

6 − dos =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>