SUPER CAMIONES

Cuento Corto para niños, creado por: Sergio (Argentina)

Desde muy chiquito, tengo una pasión, ¡los autos! Los colecciono y tengo grandes y chiquitos. Cuando voy a la plaza y papá me alquila un karting soy un verdadero corredor. Y por supuesto soy veloz. Ando por la vereda como si fueran verdaderas pistas de carreras. Por eso entreno mucho para ser el mejor.  A veces cuando veo  a otro chico corriendo en karting voy en búsqueda de una buena carrera.

El día del niño se organizó una carrera de en la plaza de mi barrio. Supe que era mi oportunidad de ser un campeón.  Tenía una alegría muy grande, tanto que convencí a mi mejor amigo Maxi para que venga a correr conmigo.  Sabía que era un riesgo porque él también es uno de los mejores. Pero así si ganamos podremos disfrutar el doble y si perdemos la derrota es menos dura.

Cuentos-infantiles-el-senor-camionero

Solo faltaban dos días para la carrera, fueron los días más largos que pasé.

El día de la carrera estrene un traje de corredor, fui muy temprano para alquilarme el mejor karting, di varias vueltas con distintos karting para elegir el más rápido y al final me decidí por el número 5, al que papá le puso el nombre de Mach 5, ¿no sé por qué?

La carrera era toda la vuelta a la manzana, cortaron las calles para que no hubiera autos y nos pusieron en fila.

Un hombre nos dio la salida. Pedaleé lo más rápido que pude para tratar de llegar primero a la curva, pero me encerraron y solo pude quedar tercero. Los corredores que estaban delante se movían cerrándome el paso. Pero sabía que faltaban tres vueltas. En la segunda casi paso al segundo, pero un chico que venía en un karting verde me choco de costado y me hizo perder el control por un momento.  Me recuperé y pude pasar y quedar segundo. Ya solo faltaba una vuelta y un solo auto. Llegamos a la última curva casi juntos. Sabía que se iba a cerrar para no dejarme pasar así que me anticipé y me abrí, frene un poquito después y logre adelantarme. Corrimos a la par, pasamos la meta. Cuando paramos vi que era Maxi. Nos abrazamos y ahí nos dijeron que era un empate. Fue un gran día.

 FIN

Comparte este cuento infantil con tus amigos en Facebook, Google+ y Twitter con los botones que encontrarás al principio o al final del cuento. ¡Gracias!

Recuerda que puedes recibir cuentos infantiles GRATIS en tu email, suscribiéndote aquí

Compartir por WhatsApp

Deja un Comentario en este cuento

Siguiente CuentoLAS AVENTURAS DE GUICHITO