GREENER Y SUS RAICES VERDES

Cuento Infantil para niños/as; creado por: El Equipo de Cuentos Infantiles Cortos

Erase una vez un jardín enorme con todo tipo de plantas, árboles y flores. Ese jardín tan grande era el museo natural más grande de la ciudad, y lo llamaban el Jardín Botánico. Allí residían todas las especies más curiosas de vegetación que se pudiesen imaginar.

Cada ejemplar tenía sus peculiaridades, y por ejemplo un árbol era el más alto del mundo y otro era el que tenía el tronco más raro que nadie había visto jamás. Y las flores ornamentales eran preciosas, con mucho colorido, y algunas con muchas púas.

Cuentos infantiles - el dia del arbol

Así pasaban la tarde los visitantes del famoso jardín, disfrutando del color y la tranquilidad que todas las plantas despedían. Aquellas visitas eran muy valoradas por el árbol más especial del jardín, que acababa de llegar a su nuevo hogar.

Se trataba de un ejemplar único en su especie, un árbol cuyos elementos, raíces, tronco, ramas, hojas y flores, eran siempre verdes. Daba igual la estación del año en la que se estuviese, que Greener, así lo llamaban, no cambiaba de color ni se le caían las hojas en otoño, era de hoja perenne.

Greener estaba al final de la exposición de plantas tropicales más visitadas del jardín, así que al salir de la galería de visita, todos podían ver el magnífico árbol, y decían:

– “¡Qué curioso!, un árbol con todo verde, ¿porqué no cambiará de color?”.

A nadie se le ocurría leer el cartel que Greener exponía a sus pies, todo el mundo pasaba por allí y tiraba la entrada del jardín, o las migas de la galleta que el niño no se había comido, o simplemente, pisaban las raíces de Greener y se limpiaban el barro de los zapatos.

Greener era feliz al principio de su traslado, pero según pasaban los días iba poniéndose de un color verde más apagado. No podía entender como la gente era tan irrespetuosa con él, y de vez en cuando, sin que nadie le viera, levantaba sus raíces, para que los maleducados que le dejaban basura, tropezaran y se cayeran.

Así fue como poco a poco el carácter de Greener fue cambiando, hasta que en otoño estaba tan enfadado que se volvió de color marrón oscuro. Los empleados del jardín empezaron a valorar los daños del preciado árbol, y empezaron a tratarle con vitaminas, sales minerales y abono. Greener estuvo todo el invierno con una valla por delante y un cartel con las letras bien grandes:

– “¡EJEMPLAR ENFERMO, NO TOCAR!”

Greener así no podía recuperarse, nadie se acercaba y cada día se encontraba más triste. Llegó a pensar que aunque fuera para pisarle una raíz, necesitaba saber que la gente disfrutaba con él, así que se le ocurrió una idea que tuvo mucho éxito.

Con sus raíces, fue acercando el cartel explicativo que tenía a sus pies, al borde de la valla que le habían puesto, daba la sensación de que el cartel se había caído, y cuando alguien pasaba, se agachaba a recogerlo y de paso lo leía:

– “Greener, ejemplar único en su categoría. Es un árbol que requiere mucha luz, muchas sonrisas y sentirse en libertad. Nunca cambia de color, a no ser que quien trate con él se comporte con una actitud poco ecológica. Greener es muy agradecido, y su color verde tan llamativo hace sentirse vivo a quien lo contempla”.

La primera persona que leyó esto fue corriendo a avisar a los empleados del jardín, les regañó por no saber tratar a ese árbol tan especial y casi humano. Inmediatamente, quitaron la valla de delante, y mucha gente fue a ver lo que pasaba, al ver que Greener se tornaba cada vez más verde, la gente comenzaba a sonreír, y en un momento, Greener brillaba con su precioso color verde habitual.

Todos entendieron que la actitud que hay que tener con las plantas, las flores y los árboles, es una actitud de cuidado y cariño, ya que siendo ecológico y cuidadoso, todos los seres vivos de este planeta serán felices para siempre.

FIN

Comparte este cuento infantil con tus amigos en Facebook, Twitter, Google+, Pinterest,… o por Email, con los botones que puedes ver justo debajo. Gracias.

2 pensamientos en “GREENER Y SUS RAICES VERDES

    1. Cuentos Infantiles Cortos

      Gracias Luki! Seguiremos publicando cuentos de naturaleza para que puedas disfrutar leyéndoselo a tus hijos. Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

veinte − Trece =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>