Cuentos cortos - El pastorcillo y las ovejas

EL PASTOR DESCUIDADO

Cuento Corto Infantil para niños, escrito por: Luchito

Había una vez un pastor que todas las tardes iba a pastear a sus ovejas a la cima de una colina.

Desde allí observaba como los aldeanos se animaron a jugar un partido de fútbol a esa hora, dejando de realizar su principal actividad. El pastor bajó hacia el campo para observar mejor el partido, pero siempre estuvo al pendiente de sus ovejas a cada momento, pero como veía que los aldeanos eran gente honrada, muy confiado dijo el pastor:

Cuentos cortos - El pastorcillo y las ovejas

– ¡Aquí es un lugar seguro!

Descuidándose así de sus ovejas para observar el partido de fútbol, sin ningún inconveniente, sin embargo, unos forasteros quienes también estaban observando dicho deporte, al ver que el pastor estaba muy concentrado en el partido de fútbol, aprovecharon su descuido para robarle silenciosamente su ganado sin que nadie se percatara de su fechoría.

Al terminar el partido, el pastor subió a la colina a recoger sus ovejas para llevárselas, al no encontrarlas, muy desesperado dijo:

– ¿Y mis ovejas, donde se metieron?

En ese momento empezó a buscarlas por toda la colina y al no encontrar pistas de su desaparición, de inmediato fue a preguntar a los demás aldeanos si se las habían llevado ellos para cuidarlas, pero como estaban tan ocupados en sus quehaceres no le dieron razón del mismo.

Al perder definitivamente su rebaño, el pastor llorando reconoció su error y dijo:

– ¡Antes esta aldea era un lugar seguro, ahora he perdido mi única fuente de trabajo!.

FIN

– Moraleja del cuento: Nunca debemos confiarnos de un lugar seguro, ya que en la mayoría de veces los malhechores pueden ser gente forastera.

– Valores del cuento: Prudencia. Responsabilidad.

Comparte este cuento infantil con tus amigos en Facebook, Twitter, Google+,… o por Email, con el botón correspondiente a cada red social. Gracias.

  • Redacción
  • Historia
  • Enseña Valores
  • Educativo

Resumen

Cuento Infantil de un pastor que descuidó a sus ovejas por ver un partido de fútbol y unos malhechores se las robaron. Aprendió la lección de ser prudente.

4
User Rating: 5.0 (13 votes)
Sending

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

11 − 9 =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>