autobus-solidario-cuentos-infantiles

EL AUTOBUS SOLIDARIO DE CUATRO CASAS

Hace mucho tiempo, en un pequeño pueblo llamado Cuatro casas, vivía un autobús rojo que se encargaba de llevar a los niños al colegio.

Normalmente, el autobús paraba en la plaza del pueblo y allí recogía a los niños, para llevarlos al pueblo que había a unos pocos kilómetros, pues en Cuatro casas no había ningún colegio.

Cada viaje costaba noventa y nueve céntimos, pero un día el autobús rojo, decidió que ya no iba a cobrarles nada por llevarles al  colegio, pues muchos de los padres no tenían trabajo, y les costaba mucho ahorrar, y pensó que sería una buena manera de ayudarles.

Cuentos infantiles - el autobus solidario de cuatro casas

El autobús rojo, estaba encantado de hacer viajes con los niños, pero pasados unos meses, las ruedas del autobús rojo estaban tan desgastadas que ya no podía casi ni circular y le costaba mucho moverse.

Por la mañana, como todos los días, las madres y padres estaban en la plaza de Cuatro casas esperando al autobús rojo. Sin embargo, no ere un día normal, pues el autobús rojo se retrasasó veinte minutos, ya que no podía andar… y una vez que consiguió llegar allí, se desplomó del cansancio. Hoy no podría llevar a los niños al colegio

Entonces, todos los habitantes del pueblo, al ver que el autobús rojo estaba así, precisamente por ayudar a todos los padres para que sus hijos pudiesen estudiar, decidieron que cada familia pondría algo de dinero, de acuerdo a sus posibilidades económicas, para llevar al autobús solidario al taller para arreglarlo y dejarlo otra vez como nuevo.

Así fue como, entre todos los papás y mamás del pueblo, consiguieronreunir dinero para llevarlo al taller y arreglar al autobús rojo, al que tanto querían.

A la mañana siguiente de salir del taller, el autobús rojo estaba puntual en la plaza del pueblo para recoger a los niños y llevarlos al colegio. Parecía que era un autobús nuevo, lo habían pintado y de lo que brillaba parecía un espejo, además le cambiaron las ruedas, así que ya podría seguir siendo el autobús solidario durante un tiempo.

El autobús, aprendió una cosa muy importante, y es que si eres bueno y ayudas a las personas, el día que tú necesites ayuda, alguien estará dispuesto a ayudarte. Además, también aprendió, que la unión hace la fuerza, porque los habitantes de cuatro casas no tenían mucho dinero, pero gracias a que se unieron, consiguieron que el autobús solidario volviese a estar bien, y así poder llevar a los niños al colegio.

FIN

Accede a la tienda, para comprar nuestros productos exclusivos.

Valoración del cuento
  • Redacción
  • Historia
  • Enseña Valores
  • Educativo

Resumen

Cuento infantil de un autobús que realiza una acción solidaria cuando se da cuenta de que los niños no pueden pagar sus servicios de transporte. Cuento con valores: Solidaridad

4.5
User Rating: 0.0 (0 votes)
Sending

7 pensamientos en “EL AUTOBUS SOLIDARIO DE CUATRO CASAS

  1. Ana

    Muchas gracias por este cuento. Maňana tengo que explicarle a mis hijos que es la solidaridad y no sabia como hacerlo, ya que tienen cuatro y seis aňos.

    Responder
  2. Pingback: EL AUTOBUS SOLIDARIO | Dibujos para colorear

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

13 − Diez =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>